Sobredosis navideña

Esta tarde he ido con unos cuantos compañeros del master – menos de los previstos en principio – al parque de atracciones de Liseberg, que está verdaderamente a tiro de piedra de donde vivo. Es el más grande de Escandinavia y aunque en invierno la mayoría de las atracciones están cerradas, la decoración y la atmósfera navideña merecen la pena.

Precisamente, he sufrido una sobredosis de atmósfera navideña, con la megafonía poniendo villancicos a todo meter, lucecitas por todas partes. El frío y la nieve acompañaban al ambiente, tanto que he llegado a casa con los pies congeladitos.

Para darle la puntilla a la visita, me he comido un buen gofre (con mermelada, helado y nata, ¡pero no tenían chocolate!) y algunos han degustado una pita de carne de reno por primera vez, además de glögg (asqueroso para mi gusto, no he querido probarlo, me trae malos recuerdos). Justo antes habíamos estado acariciando a un precioso reno blanco, pero algo hay que comer…

Juzguen ustedes mismos:

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Göteborg

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s