Excuse me, are you from China?

Hora de hacer un breve resumen de la gente que conozco, o mejor dicho, que me he cruzado en este tiempo en la residencia.

En primer lugar, hay una chica de Taiwan, que vive en la misma planta que yo y que se marcha en breve a Helsingborg, ya que ha terminado su master. Se pasa por la cocina lo mínimo, así que aparte de comentarme que estuvo por Madrid en enero y que le gustó mucho, tampoco sé gran cosa.

Luego he conocido a tres pakistaníes, de los cuales uno está en su segundo año y, de hecho, la habitación es la suya, otro que está allí de okupa hasta que encuentre una habitación para él, y un tercero que no sé ni dónde se queda ni qué es de su vida, porque sólo le vi el primer día a él y a su cara de palo. De ahí en adelante, queda bautizado como el pakistaní depresivo.

Con los dos primeros pakistaníes es con los que más contacto he tenido, ya que aparecen por la cocina más o menos a la misma hora que yo. El problema es que soy incapaz de comunicarme con el okupa. Su inglés y mi inglés deben de ser idiomas totalmente diferentes, porque me cuesta horrores descifrar lo que me dice cuando me habla. Al otro, el dueño de la habitación, le entiendo bastante mejor. El okupa parece estar bastante perdido en Suecia y, la primera vez que me vio, ¡me preguntó si yo era chino! Santa Lucía le conserve la vista…

Al menos con el pakistaní dueño de la habitación he podido hablar de Pakistán, de España y hasta de las lentejas que me hice el otro día y del precio del pollo… El tema gastronómico abre puertas.

Por otra parte, tenemos a una pareja china con la que no he cruzado dos palabras. Se limitan a parlotear entre ellos las pocas veces que bajan a la cocina. Él, según los pakistaníes, se lleva muy mal con muchos de los demás inquilinos, incluso al extremo de casi llegar a las manos, porque parece ser bastante celoso y ¡no soporta que los demás miren a su mujer! Ella, por su parte, no levanta la mirada del suelo casi ni cuando friega los platos. A él, estoy tentando de bautizarle como el de mirada aviesa, que es lo único que me diferencia de la pared. A la pared no la mira mal, a mí sí. ¡Y eso que yo no me he fijado en su mujer!

Por último, hay una pareja sueca en mi planta que llegó después de mí. Sospecho que la de la habitación es de ella, porque vinieron sus padres y todo a traerle cosas. Tampoco he tenido mucho contacto con ellos, porque bajan a la cocina, se hacen sus spaghetti y se vuelven a subir a su cuarto.

Espero que llegue alguien más comunicativo, porque vaya muermo de comunidad…

Anuncios

6 comentarios

Archivado bajo 13 Rue del Percebe, Alojamiento

6 Respuestas a “Excuse me, are you from China?

  1. ¡Madre mía qué fiestón de residencia! Espero que entre más gente y sea más sociable… o a lo mejor te dan una sorpresa los que ya están, quién sabe. Ten cuidaico con el chinorris!

    La amiga granaína de Álvaro y Tere 😛

    • Srta. Malaka, que sé quien es usted :-P. De hecho, le pediré consejos para el blog ya que el suyo está mucho más currado que éste. Siempre que no le importe, claro :-D.

      Víctor, el veranito se está acabando por aquí y como organicemos una barbacoa, nos va a llevar el viento… Aunque siempre podemos hacer un picnic indoors. Fashion que es uno…

  2. Vito

    Paciencia… ya llegaran las rubias despampanantes en las barbacoas del veranito!!!

  3. Cuñado

    Y las famosas suecas? Existen?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s